14 julio, 2024

Con inusitada exposición y gran despliegue policial fue extraditado en condición de reo, el maldito criminal venezolano Sergio Tarache autor de la muerte de la joven de 18 años Katherine Gómez. Al sujeto le espera cadena perpetua por la manera en que perpetró su crimen rociando de gasolina a su víctima y prendiéndole fuego, en un execrable y vil asesinato que genera conmoción y repudio.

No sabemos, si fue por práctica policial, o qué, pero se observó una marcada presencia de público, además de medios de comunicación que seguían el acontecimiento a través de los enlaces informativos y audiovisuales que informaban el caso, notándose a la madre de la víctima entre sollozos pese a haber prometido a su hija no llorar, pero sí estar atenta de la reclusión del criminal.

Desde su llegada al país, el reo fue trasladado a diversas instancias desde policiales hasta jurisdiccionales, al ser preguntado por la jueza, indicó tener 22 años y dos años de bachillerato, no indicó domicilio en el país, no interpuso ninguna denuncia contra sus derechos humanos, durante su traslado al Perú, luego de ser extraditado desde Colombia, para responder a la justicia peruana.

Luego de pasar los interrogatorios ante las instancias pertinentes, se le encargó al Instituto Nacional Penitenciario (INPE) la calificación de la cárcel donde debía trasladársele, señalándose a Ancón, como el lugar carcelario donde iba a permanecer para dar cumplimiento a la prisión preventiva que se cumpliría el presente 2024 hasta que pueda ser condenado por su acto criminal.

Lo cierto es que la extrema violencia perpetrada por el hoy interno venezolano contra la joven de 18 años que perdió la vida es de extrema crueldad, lo que demuestra que podría tratarse de un psicópata, por lo cual se hace necesario que el tiempo en que se realicen las investigaciones la fiscalía obtenga pruebas para conocer los antecedentes de este sujeto y si existen más víctimas.

En tanto, mientras se desarrollaba el interrogatorio del criminal se deslizó una suerte de cuidado que deben tener los agentes que custodian al homicida Sergio Tarache por efectos de que se trate de un enfermo mental, pues el sujeto, al parecer, no habría dado muestras de arrepentimiento, luego de haber cometido el execrable hecho criminal, que ha afectado a todo el país y al mundo.

Como sabemos, existen versiones de que el asesino habría tenido un romance con la víctima, y cuando ella quiso terminar dicha relación la atacó y le dio muerte, este tipo de situaciones, lamentablemente se ven a menudo en nuestro país por el deterioro psicológico de muchos de estos sujetos que no soportar que las parejas decidan terminar sus relaciones y rehacer sus vidas.

Aunque no existe comparación alguna, si se han dado casos que personas al parecer ecuánimes, de un momento a otro han mostrado signos de demencia y esto muchas veces lo sufre la familia, un caso similar ocurrió hace algunos años en Andahuaylas cuando un ingeniero se prendió fuego y falleció, casos así solo ocurrieron cuando el Ku Xlux Klan asesinaba a los negros en Norteamérica.

About The Author

¿Qué opinas?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *