Quedaron endeudados tras gastos de sepelio

Daniel Quispe Bautista (18) tenía previsto estudiar maquinaria pesada para sacar de la pobreza a su familia, pero su sueño quedó truncado tras ser asesinado por sus supuestos amigos. Ahora su padre, Augusto Quispe Curo, dijo que se quedaron endeudados tras este terrible hecho y que deben a la funeraria 900 soles por la compra de un cajón en donde enterraron a su ser querido.

El señor Augusto refirió  que su hijo estaba trabajando como ayudante  en una tienda de abarrotes en la ciudad de Huanta y que con el poco dinero que ganaba trataba de cubrir con los gastos del hogar. Indicó, además, que tiene dificultades para trabajar, pues tiene un grave problema en la columna tras sufrir un accidente laboral (cayó del techo de una vivienda).

Actualmente don Augusto se gana la vida realizando trabajos eventuales en la chacra, al igual que su esposa. Ellos son de condición humilde y piden a las autoridades a sancionar a los responsables y de que les traten de ayudar para cubrir los gastos.

Agregó que a uno de los implicados en el asesinato sí lo conocía y que nunca notó un comportamiento anormal.

Cabe señalar que ellos son provenientes de la comunidad de Aycas- Luricocha.

¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*