14 julio, 2024

Agricultores piden se declare en emergencia el campo agrario

Las granizadas registradas el último fin de semana en las partes altas de Andahuaylas y Cotabambas dañó completamente los cultivos de papa, maíz, arveja y haba, dejando en quiebra a los agricultores que con tanto esfuerzo sembraron estos productos para su consumo y venta.

En la provincia de Andahuaylas fueron afectados varios caseríos de los distritos de: Kishuara, Tumay Huaraca, José María Arguedas, Talavera y San Jerónimo. En la provincia de Cotabambas la granizada afectó a la comunidad de Huayllura en el distrito de Mara.

Previo a las granizadas, estas zonas fueron azotadas por ventarrones y lluvias, con lo cual el daño fue mayor para los sembríos, ante la pena y llanto de los productores que esperan el apoyo de las autoridades para poder resarcir estos daños naturales.

Con este último reporte, la seguridad alimentaria para el año 2023 continua en riesgo y los más perjudicados serán los mismos productores que, a pesar de los esfuerzos e inmensos gastos que realizaron, ya no habrá cosecha.

Aún no se tiene el reporte de daños total desde el mes de enero y cuánto será lo que repondrá el Seguro, puesto que ingresamos al tercer mes del año y parece ser que este mal tiempo continuará azotando a las partes altas de la región Apurímac.

About The Author

¿Qué opinas?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *