En un trabajo conjunto, diversas autoridades lograron auxiliar a Yuri Moyohuillca Quispe, quien resultó con diversas lesiones.

Utilizando material y equipo adecuado, las autoridades lograron rescatar al joven, estabilizarlo y trasladarlo en ambulancia hasta el centro de salud de Limatambo.

El último domingo 9 de enero, al promediar las 5.00 p. m., una motocicleta se despistó y cayó a las aguas del río Apurímac, en el sector Remolino, a la altura del kilómetro 871 de la vía Nazca-Cusco, del distrito de Mollepata.

Yuri Moyohuillca Quispe (22), conductor de la unidad, a pesar del grave accidente de tránsito, permaneció con vida. Por ello, miembros de la unidad de salvamento de Alta Montaña, comisarías del distrito, efectivos de carreteras y bomberos de Curahuasi unieron esfuerzos para su liberación.

Utilizando material y equipo adecuado, las autoridades lograron rescatar al joven, estabilizarlo y trasladarlo en ambulancia hasta el centro de salud de Limatambo. En el lugar, lo atendió el médico de turno, quien diagnosticó varias lesiones, hipotermia y luxación de la cadera izquierda.

Según su amigo Jimy Pauccar (22), la víctima se trasladaba desde los baños termales de Cconoc hacia la ciudad del Cusco. En el camino, habría sucedió algunas circunstancias que aún no se determinan. La motocicleta desapareció, pero el joven de 22 años sobrevivió.

El hecho continúa en investigación en manos de los especialistas en la materia.

¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*