Especialistas electorales sustentaron que si un congresista es invitado a una entrevista y toma posición por un candidato, ya está en falta

La República revisó entrevistas brindadas en las últimas semanas y confirmó, junto a especialistas electorales, que cuatro parlamentarios tomaron posición por un candidato y desdeñaron contra otro, lo que implica una vulneración del principio de neutralidad que deben cumplir todos los funcionarios públicos en una contienda electoral.

El principio de neutralidad electoral establece que ninguna autoridad o funcionario del Estado puede realizar actos de cualquier índole que favorezcan o perjudiquen a un determinado partido o candidato. Sin embargo, este medio encontró que cuatro de los actuales congresistas mostraron posición en entrevistas realizadas durante la segunda vuelta por las elecciones presidenciales de 2021.

Nos referimos a César Combina de Alianza Para el Progreso (APP), Lenin Checco del Frente Amplio y los parlamentarios Gilbert Alonzo y Erwin Tito, de Fuerza Popular. Ellos brindaron entrevistas a medios de comunicación y también a canales web alternativos, en las que respaldaron a uno de los candidatos y criticaron duramente a su contrincante.

Según especialistas en temas electorales, los congresistas vulneran el principio de neutralidad cuando se manifiestan a favor en contra de un candidato o partido político en eventos públicos o en entrevistas a las que son invitados por el cargo que ostentan, como los casos aquí expuestos.

PRINCIPIO DE NEUTRALIDAD ELECTORAL

El Jurado Nacional de Elecciones (JNE) define a la neutralidad como “el deber esencial de toda autoridad, funcionario o servidor público, independientemente de su régimen laboral, para actuar con imparcialidad en el ejercicio de sus funciones, en el marco de un proceso electoral”.

A nivel normativo, el principio de neutralidad está sustentado en la Constitución Política del Perú, a través de su artículo 31°, en el que se señala que “(…) la ley establece los mecanismos para garantizar la neutralidad estatal durante los procesos electorales y de participación ciudadana (…)”. Este punto es crucial, pues determina que no existe norma alguna que pueda contravenir lo decretado en la Carta Magna y por lo tanto es de carácter obligatorio.

Asimismo, el JNE, a través de la Ley Orgánica de Elecciones y del Reglamento de Propaganda Electoral, Publicidad Estatal y Neutralidad en Período Electoral, detalla que el principio de neutralidad prohíbe a las actuales autoridades públicas, entre ellos congresistas a: “Practicar actos de cualquier naturaleza que favorezcan o perjudiquen a determinada organización política o candidato”

CONGRESISTAS MUESTRAN POSICIÓN EN ENTREVISTAS

La República revisó entrevistas brindadas por congresistas luego de las elecciones por la primera vuelta del 11 de abril y encontró que cuatro congresistas actuales mostraron posición por uno de los candidatos o criticaron al otro.

El primer caso se trata del parlamentario de Alianza Para el Progreso, César Combina, quien en una entrevista al medio Perú21TV, realizada el 3 mayo, señaló que “El señor Cerrón es líder de una organización criminal [en referencia a Perú Libre]”, mostrando posición en contra de uno de los partidos que disputa la segunda vuelta. Además se refirió a que en un posible gobierno de Perú Libre, el país tendría un futuro crítico: “El Perú no se merece esto”.

Pero no es la única declaración que dio. Una semana antes, el 25 de abril, en una entrevista para el medio UCI Noticias, señaló: “Cómo el señor Pedro Castillo piensa que antes de salvar una vida, que poner una vacuna o traer oxígeno, en la peor pandemia que hemos vivido, está pensando en cambiar la Constitución y disolver el Tribunal Constitucional. No hay lógica, no hay un mínimo de sensatez. Yo espero que la población juzgue a esta persona y el día que vaya a votar piense en su familia, en su futuro y en el progreso de todos los peruanos”. Agregó: “Si gana Pedro Castillo ya no habrá marchas, todos vamos a estar fiscalizados, tal como se hace en Cuba y Venezuela”. También calificó al partido Perú Libre con la siguiente frase: “Grupo nocivo para el Perú”

El segundo caso es del congresista del Frente Amplio, Lenin Checco. El actual parlamentario brindó una entrevista el pasado 13 de mayo al medio RPP, en el cual señaló que “peor nos irá con Keiko”, en referencia a que un virtual gobierno de la lideresa de Fuerza Popular tendría resultados negativos. Asimismo, durante la entrevista, indicó que las personas que integran el equipo técnico de Fuerza Popular son conocidos “más por la sentencias que tienen y por lo que le deben al país”, como parte de su posición de apoyo al candidato Pedro Castillo.

El tercer caso se refiere a la entrevista que brindó el congresista de Fuerza Popular por Ica, Gilbert Alonzo, el 3 de mayo en el programa Política y Diplomacia del politólogo argentino Juan Cruz Castiñeiras, un férreo defensor del gobierno de facto de Manuel Merino. El parlamentario hizo referencia a que un virtual gobierno de Pedro Castillo nos conduciría a una situación similar a lo que viven otros países de la región. “No creo que lleguemos a una posición o situación como la que está viviendo nuestro hermano país Venezuela o Bolivia. (…) El pueblo tiene que ser sabio”. Asimismo, remarcó su apoyo a su lideresa: “En esta segunda vuelta, Keiko va a obtener un triunfo y va a ser contundente”.

Finalmente, el cuarto caso es el del congresista de Fuerza Popular por Junín, Erwin Tito, quien en el mismo programa de su colega de bancada, el 13 de mayo, manifestó que “Vladimir Cerrón [fundador de Perú Libre] ha creado una agrupación que amedrenta a mucha gente con el autoritarismo”. Además, alertó que en un virtual gobierno de Perú Libre habría casos de nepotismo. “Desde luego, ha nacido con nepotismo”. También mostró respaldo a su lideresa. “Keiko Fujimori ha demostrado que tiene el coraje para enfrentar a la izquierda más radical que existe en el Perú”, esto último en referencia a Perú Libre.

Jorge Jauregui, integrante del Instituto Peruano de Derecho Electoral, explica que la vulneración del principio de neutralidad se da en el marco de un evento público o cuando el funcionario se dirige a la población a través de los medios de comunicación.

“Si el congresista está en su casa y ahí toma posición, no habría infracción. Pero si un parlamentario da una entrevista a un medio de comunicación, las cosas cambian, pues ahí no se está dirigiendo a sus amigos, ahí se dirige a los electores, está marcando posición, y está realizando un acto que perjudica o favorece a determinada candidatura o partido político”, indica.

Asimismo, José Tello, especialista en temas electorales, señala que la vulneración de la neutralidad se da por medio del ataque tanto al candidato como al partido. Incluso, en algunos casos podrían ser causales de difamación.

“Si yo agarro y digo que la señora Keiko es una corrupta o el señor Castillo es un ‘terruco’, evidentemente estoy atacando a un candidato. Son cuatro supuestos: hablar mal o bien del candidato y hablar mal o bien de un partido”, explica.

Tanto Jauregui como Tello coinciden en que los comentarios señalados por los congresistas en las entrevistas presentadas en esta nota serían casos de vulneración del principio de neutralidad, pues toman posición con el fin de perjudicar o favorecer a los candidatos o partidos postulantes.

“Dado el estatus importante, de relevancia, de ser un referente de opinión, investido de una autoridad de representación de los ciudadanos, si incurre en opinar sobre una candidatura, yo creo que sí estaríamos hablando de una infracción a la neutralidad”, remarca Jauregui. “Si son invitados al medio de comunicación como congresistas y toman posición, ya están en falta. Aquí lo que se tiene que hacer es abrir una investigación. No hay duda de eso”, finaliza, por su parte, Tello.

CASO OMONTE: EL ANTECEDENTE EN LA PRIMERA VUELTA

El último antecedente conocido de vulneración al principio de neutralidad es el caso de la congresista Carmen Omonte durante la primera vuelta. En febrero de este año, el Jurado Electoral Especial (JEE) de Lima Centro 2 le ordenó a la congresista Carmen Omonte de Alianza para el Progreso abstenerse de violar las reglas de neutralidad electoral, luego de confirmarse su participación en una actividad proselitista siendo ella congresista y candidata a la vicepresidencia.

La congresista señaló que ella había pedido licencia sin goce de haber y que solo estaba participando por ser afiliada al partido. Además, presentaron la Opinión Consultiva de la Comisión de Constitución y Reglamento Período Anual de Sesiones 2017- 2018, denominado “Alcances del Principio de Neutralidad Estatal en Procesos Electorales a los Congresistas de la República”, el cual faculta a los parlamentarios a participar de actividades proselitistas durante una contienda electoral, siempre y cuando haya pedido licencia; sin embargo, el Tribunal del JEE determinó que ninguna normativa puede estar por encima de la Constitución, el cual establece el cumplimiento obligatorio de la neutralidad a toda autoridad y funcionario del Estado. Por lo tanto, se le pidió a la congresista “abstenerse de transgredir las normas de neutralidad”.

¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*