La reforma agraria que impulsa el gobierno de Pedro Castillo Terrones, ha recibido algunas críticas de técnicos que consideran que existen temas que resolver antes de ejecutar sus acciones, entre ellos señalan que se va a requerir tecnología, agua y carreteras para poner a funcionar el proyecto; los expertos aseguran que deberán reducir la planilla del sector que se lleva todo el presupuesto.

Algunos estudiosos agrarios afirman que muchos de los temas se han venido ejecutando y solo es decisión política para continuar con los mismos, empero refieren que para ejecutar las acciones no se requiere de una ley, tampoco de un gabinete agrario, basta coordinar con la cartera, en tanto otros aseguran que la denominada reforma no existe, sin plan, lo que hay es mucha improvisación.

Para algunos el presupuesto que se requiere para ejecutar el proyecto está en el orden de 1,500 millones de soles (¿o dólares?) en todo caso el tema debe pasar por el congreso, porque según los conocedores, la iniciativa tiene un costo muy superior a lo que posee el portafolio agrario, la pregunta es ¿la 2da. Reforma agraria está considerada en el presupuesto nacional? seguro que no.

En tanto las bravuconadas del Premier Guido Bellido Ugarte no se dejaron esperar, en idioma quechua habría conminado a los congresistas a aprobar el proyecto, de no hacerlo tendrán que irse a sus casas, una actitud dictatorial, un exceso innecesario, empero la traducción del idioma nativo, habría tenido otra concepción según la congresista Luque de Juntos por el Perú ¿será así?

En tanto, el legislador Carlos Anderson de Podemos, calificó al presidente del Consejo de Ministros como “un perro de ataque” por cierto hay una pésima relación entre el gobierno y la oposición, más allá del discurso político lo que desean todos es que el gobierno eche a andar su maquinaria, ante la pobre conducción política que existe y la nula reactivación económica del país.

Según “Gestión” esta “segunda reforma” no es casual. Se produce un 3 de octubre, fecha en que Juan Velasco Alvarado dio un golpe de Estado al presidente Fernando Belaunde en 1968 e inició así el régimen militar. El dictador militar impulsó la Reforma Agraria, se buscó otorgar propiedad a trabajadores de latifundios y haciendas, la eliminación del “latifundio” y la expropiación a dueños.

“La segunda reforma agraria está proyectada sin expropiaciones ni confiscaciones, y busca orientar las políticas públicas en favor del desarrollo de la agricultura familiar y cooperativas agrarias. El sector ha planteado nueve ejes o líneas estratégicas de gestión, Seguridad alimentaria, asociatividad y cooperativismo, infraestructura hidráulica, servicio civil agrario – SECIGRA agrario”.

Se plantea “industrialización rural, mercados de productores y compras estatales, articulación intergubernamental e intersectorial en el territorio, repoblamiento ganadero, crédito desde un banco agrario al servicio de la agricultura familiar y cumbres de regiones. Asimismo mayor inclusión de más de 2.2 millones de pequeños productores provenientes de la agricultura familiar”

El gobierno fomentará un programa de compras públicas por más de S/ 300 millones, Franja de precios, Planta de fertilizantes, Servicio civil agrario para jóvenes universitarios, Fondo mujer rural, programas de apoyo técnico, empresarial y social hacia las más de 700,000 productoras agropecuarias del país, Créditos para agricultores, cooperativas agrarias con beneficios y otros.

¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*