“Perú Libre” todavía no se encuentra en el gobierno, pero ya empieza a percibir los primeros disgustos, pues tanto el virtual presidente Pedro Castillo Terrones, como su socia política Verónika Mendoza Firsh, “Juntos por el Perú”, cuestionan el comportamiento del congreso de la república de no acatar lo dispuesto por una jueza que les exige paralizar la elección de los candidatos al TC.

Amparada en la solicitud de medida cautelar, la jueza supernumeraria exige a los representantes del parlamento nacional en funciones, detener el proceso político que busca suplir a seis (06) integrantes del Tribunal Constitucional, que ya han sobrepasado el tiempo en el cargo y requieren ser reemplazados; empero el PJ refiere que la elección no cumple con el reglamento del congreso.

Como se sabe, tras la decisión de la jueza, el legislativo se reunió el último miércoles, mediante la junta de portavoces, para rechazar dicha exigencia, por considerar que existe una intromisión del Poder Judicial, respecto al fuero parlamentario, ante tal situación, se abrió el debate para proceder a la votación y elegir a los postulantes al TC., en tanto, la decisión no logró sus objetivos.

Como ocurrió con el congreso disuelto, en que se intentó elegir a la fuerza al único candidato que aún tenía posibilidades, no se cumplieron las reglas, la posición del ejecutivo planteaba que los tribunos tengan que pasar por un concurso de méritos, la elección recién pudo realizarse en la sesión vespertina, fuera del plazo. Esta vez, al no lograr votos, los candidatos fueron rechazados.

Está claro, que si no existen los votos del Parlamento Nacional, ningún candidato al Tribunal Constitucional podrá ser electo, y esta figura ya es reiterativa, porque no existe uniformidad de criterios, en el proceso de elección de los postulantes, pese a tener los méritos suficientes a nivel de la evaluación congresal, pero las decisiones políticas no pasan necesariamente por las virtudes.

En tanto, una situación que no pasó inadvertida, fue la posición de la presidenta, de abandonar la mesa de conducción del congreso, para bajar a su curul y anunciar sus discrepancias de elegir a los candidatos al Tribunal Constitucional (TC) desacatando lo dispuesto por el Poder judicial (PJ) de postergar la elección. En tanto, “Frente Amplio”, bancada de la presidenta, rechaza dicho proceso.

Otro tema fue la decisión de que el pleno sesione presencialmente y no virtual, la izquierda anunció que no acatará aquello por efectos del coronavirus, pero igual se votó, y no se alcanzó los votos. De manera que una nueva reunión de portavoces fue convocada con el objetivo de no maltratar a los candidatos al TC, si no se tienen los votos, no tiene sentido reiterar la convocatoria.

Mientras ocurren estas cosas, continúa la incertidumbre, respecto al anuncio de la investidura del virtual presidente de la república, a cargo del Jurado Nacional de Elecciones (JNE) en tanto, “Fuerza Popular” continúa demandando realizar el proceso total de las actas anuladas, “requisito necesario para la legitimidad”, ergo, denuncia falta de neutralidad de presidente Francisco Sagasti.

¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*