Farándula política

0
359
Por: Carlos Iván Landa Kerschbaumer
Por: Carlos Iván Landa Kerschbaumer
Por: Carlos Iván Landa Kerschbaumer

Han pasado 15 días, desde que concluyó el proceso electoral, en segunda vuelta, y hasta ahora, no sabemos, cuál será el equipo ministerial, que participará en el gabinete, más allá de reuniones sostenidas con algunos líderes de oposición, el presidente electo, Pedro Pablo Kuczynski, no da pie en bola, porque no existe claridad en el mensaje, y todo se diluye en incertidumbre generalizada.
Está claro que nuestra farándula política no da para más, gente improvisada, carente de ideas, y de criterio, son los que aparecen en escena, ganando cámaras y buscando llamar la atención para que los medios de comunicación, reparen en ellos, y se sumerjan en un baño de popularidad; imagínese, qué podríamos pensar de personajes como César Acuña, Alejandro Toledo y Urresti.
Estos sujetos, si han ganado páginas, en los últimos tiempos, es por su mediocridad e incapacidad moral, como los casos de plagio, lavado de dinero, incluso ajusticiamientos, en época de la subversión, con lo que son impresentables estos sujetos, y en el colmo de la audacia, aparece el desquiciado Fernando Olivera, vuelto a la palestra, tras insultar a García Pérez, hurrando por PPK.
En tanto Verónika Mendoza, ex nacionalista, que alcanzó notoriedad, postulando a la presidencia de la república por «Frente Amplio», luego de su disputa con Marco Arana de «Tierra y Libertad», y que dijo mil veces no, cuando le preguntaban sí poyaría al octogenario economista, al final decidió darle el sí y ahora dice, que apoyará los temas que tengan coincidencia, y en lo demás se opondrá.
Tener dieciocho curules a favor de «Peruanos por el Kambio», no le hace mucha gracia al partido del «gringo», porque para gobernar, requerirá obtener más de sesenta votos, ¿y quiénes se los darán?, «Frente Amplio» que tiene 20, «Alianza para el Progreso», que cuenta con 09, «Acción Popular» y el «Apra», que solo cuentan con cinco cada uno, si así fuera solo alcanzaría 57 curules.
En ese contexto, los 73 curules que tiene «Fuerza Popular» son una «hemorragia» de votos, al momento de tomar decisiones, pues su gran representación, le exime de cualquier acuerdo, esto le hace temblar a Kuczynski y a su entorno, porque piensan que podrían salir volando por el aire sus proyectos, sin que la mayoría congresal los apruebe, y por el contrario se prioricen los propios.
¿Qué podría pasar, ante un discrepancia sobre los temas económicos y sociales?, sabiendo que los programas de PPK y el Fujimorismo, si bien guardan cierto equilibrio, en cuanto a contenidos, la diferencia se encuentra, en que el primero apunta a los sectores A/B/C, el segundo lo hace en D/E, ¿por lo cual alguien tendría que ceder, ¿qué se quiere, un gobierno tecnócrata, u otro popular?.
Otro tema que también está en discusión, es la conformación de la mesa directiva, el ppkausismo y sus aliados postulan por una conducción del oficialismo, es decir, de quien tiene solo 18 curules, desplazando a la mayoría con 73, es decir, «Peruanos por el Kambio», no se conformaría con ganar la presidencia de la república, sino también quiere tener poder en el legislativo, qué tal raza ¿no?.

¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*