Deslinda vinculación con ciudadano Fredy Ramos Gonzales, jefe del albergue Corazones Solidarios

El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) alertó hoy a la opinión pública que desde hace diez años no tiene ninguna intervención en la región Apurímac.

Esta alerta surge a propósito de que en los últimos días ha circulado información relacionada a Fredy Ramos Gonzales, detenido por presuntos delitos contra un adolescente y jefe del albergue Corazones Solidarios, de Andahuaylas, institución a la que erróneamente se le vincula con el organismo internacional, precisa el Unicef.

“La difusión de estas notas periodísticas ha permitido al Unicef informarse y tomar nota del uso inadecuado del nombre e imagen de la institución en la fachada de la sede de este albergue y en su página web”, señala en una nota de prensa.

Desde el 2017, año en el que se aprueba el actual plan de cooperación con el Perú, las regiones de intervención priorizadas por el Unicef son Ucayali, Loreto y Huancavelica, así como Lima Norte.

El Unicef reafirma su pleno compromiso de promover la protección de los derechos de los niños, niñas y adolescentes, y lograr que gocen de iguales oportunidades para su desarrollo integral en las sociedades.

¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*