Paro contra el gobierno continúa y amenaza con mantener aislada a la provincia

Continúa generando grandes perjuicios en Andahuaylas el paro nacional de transportistas de carga pesada. Hoy, en su cuarto día de protesta, los transportistas siguen obstaculizando las carreteras y paralizando el tráfico interprovincial, reclamando la excesiva alza del precio del combustible en el país.

En los tres días de paro los huelguistas han agravado su medida de lucha y prácticamente mantiene aislada a la provincia de Andahuaylas, sin que ninguna autoridad política pueda hacer algo para aliviar la indignación de los transportistas, el cual en Abancay ha dejado 02 heridos.

Reporteros de la plataforma digital de EXPRESIÓN informaron que decenas de autobuses de diversas agencias terrestres de Andahuaylas, San Jerónimo y Talavera, se encuentran varados en plena carreteras y ola de pasajeros ha tenido que trasladarse a pie a diferentes destinos.

Esto debido a que las vías que conecta a Andahuaylas con sus principales distritos se encuentran obstaculizadas con piedras, palos y llantas.

Asimismo, reportaron que otro grupo de reclamantes han bloqueado la salida hacia Chincheros, específicamente en el sector de la Quinta Curva de Talavera.

Del mismo modo, los violentos han tomado el jirón Ayacucho con destino a Talavera, quienes han interrumpido la pista con troncos y llantas.

CRÓNICA DEL PARO

En horas de la mañana de ayer, los transportistas se trasladaron a Salinas y a Curibamba, asimismo, bloquearon las pistas y veredas con rocas, troncos y piquetes, incluso algunos han informado que los huelguistas estarían usando aletas de tiburón para pinchar las llantas de los vehículos que no acatan el paro.

Por otro lado, en el terminal terrestre y en el puente colonial de Andahuaylas los fanáticos quemaron llantas, causando disturbios por doquier y exigiendo la rebaja del galón de petróleo, mientras que los comerciantes y tiendas de la zona aún mantienen la atención a los usuarios.

También se reportó que diversos tráileres y vehículos pesados cerraron la carretera hacia el distrito de José María Arguedas, la avenida Perú que conecta con San Jerónimo y otras vías de comunicación.

Cabe informar que la carretera que une a Andahuaylas con Chincheros y Ayacucho también fue tomada por los transportistas en huelga y un grupo de pobladores del sector de Ninabamba, quienes además vienen reclamando por el incremento de los precios de los alimentos de primera necesidad.

No obstante, estas acciones han paralizado el tráfico vehicular y, por lo tanto, decenas de buses se encuentran detenidos, esperando una solución del gobierno para finalizar este conflicto social y poder proseguir su camino, sin embargo, los pasajeros tuvieron que seguir a pie ya que el paro todavía continúa.

Como se sabe, el paro nacional de transportistas inició el lunes 28 de marzo y viene siendo atacados por diferentes provincias del sur del Perú.

Por otro en el tramo Andahuaylas, Pacucha los protestantes se muestran flexibles con los profesores que viajan a sus centros de labor, quienes tienen paso libre previa identificación.

¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*