En San Jerónimo, Operativo policial lo puso al descubierto

Pese a la incidencia de la variante Delta y otras peligrosas cepas de la Covid-19 en el Perú, la discoteca “Chispita”, vendría infringiendo las normas donde venía todos los fines de semana funcionando y generando miedo en la población debido al alto contagio del nuevo coronavirus en San Jerónimo. Sin embargo, le cayó la ley.

El pasado domingo, en horas de la madrugada, 18 personas fueron detenidas tras haber estado bailando y libando licor en dicho centro de diversión, asimismo transgrediendo las normas sanitarias de distanciamiento social.

En dicho operativo se constató que el público no portaba mascarillas, ni ningún otro elemento para prevenir el contagio, tampoco la popular discoteca no utilizaba lavamanos o mecanismo de desinfección contra el letal virus.

SANCIONES

Además se verificó que el local funcionaba vulnerando el toque de queda y sin ningún permiso especial.

Por lo tanto se comunicó a las autoridades municipales de San Jerónimo y el Ministerio Público de Andahuaylas a fin de que sancionen ejemplarmente a los que resulten ser responsables de la fiesta.

Mientras que los 18 desobedientes fueron llevados a la comisaría para que sean identificados y posteriormente se les impuso la multa correspondiente.

¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*